sábado, 29 de octubre de 2011




PEDIR DESDE LA COMPRENSIÓN

PARA PEDIR Y PARA QUE SE NOS DÉ, 
HAY QUE HACERLO DESDE LA COMPRENSIÓN.
 EL COSMOS DA TODO LO QUE SE LE PIDE 
A TRAVÉS DE LOS CAUCES Y CANALES ADECUADOS...


Es muy fácil hablar del despertar. Si preguntamos a todos y cada uno
de vosotros me responderéis que sí, todos queréis despertar. Si me
preguntáis a mí os diré lo mismo: “quiero despertar”.
Aunque reflexionando un poco más al respecto, podría ser
interesante que nos preguntemos si en el estado actual, tal y como vivimos
ahora, con las circunstancias que nos envuelven, que nos llevan de aquí
para allá, con incertidumbre, con desasosiego y, ¿por qué no?, con mucho
miedo, con todo eso en el cuerpo, y en la mente, habríamos de
preguntarnos si realmente nos interesa despertar.

Y seguro que si ahora vuelvo a preguntar lo mismo, me contestaréis
lo mismo: “a pesar de todo queremos despertar, este es nuestro sino”. Bien,
esta es una respuesta lógica, determinista: nadie quiere dormirse. De todas
formas, la realidad es muy distinta.
Nuestra realidad es muy distinta a nuestros deseos. Primeramente
porque nuestra realidad es deseo, está hecha de deseo. Y nuestro
pensamiento, lógico, determinista, interesado, nunca irá en contra de un
propio deseo.
Así que valoremos bien nuestra real situación psicológica. Antes de
pedir aquello que indudablemente no sabemos qué trascendencia puede
tener, es necesario reflexionar.

También en otro aspecto, en otro orden de cosas, en otro
pensamiento, podríamos pensar también qué es lo que deseamos.
¿Deseamos comida, medicamentos, bienestar, riqueza tal vez, privilegios y
prebendas? Y sería un hecho elogiable, por parte de nuestro pensamiento
egoico decir que sí, que esto es lo que queremos, si en un planteamiento
nos fuese ofrecido.
Pero también cabría pensar que todo este deseo habría de ser
compartido en todo caso, y tal vez ya no sería deseo, sería anhelo, y esto es
otra cosa verdaderamente.
Y habríamos de pensar también que mientras exista necesidad,
mientras exista pobreza, mientras exista hambre en el mundo, nosotros no
podemos ser distintos, diferentes.
Habríamos de pedir, en todo caso, que el cosmos fluyera en nosotros,
el pensamiento también, y en prueba de conformidad y de humildad nos
dijéramos a nosotros mismos que en lugar de pedir pudiéramos fluir y
aceptar todo lo que nos viniera encima. Todo lo que soportásemos que lo
pudiera ser estoicamente.

Ahora bien, todo ello no es más que un razonamiento intelectual.
Muchos estarán de acuerdo en lo que digo, y otros muchos en desacuerdo.
Por eso es que en la diversidad de pensamientos, y en la confrontación de
ideas, y en la interrelación de todos nosotros, podemos llegar a comprender
realmente qué es pedir con respecto al despertar de nuestra consciencia.
Solamente con la unión de mentalidades, con la interrelación, con el
trasvase de información entre todos nosotros, podemos llegar a
equipararnos a una masa crítica inteligente. Y por lo tanto, debidamente
asistida en este proceso retroalimentario.
Por eso es que no nos atreveremos tan solo a insinuar una petición,
sino a ser conscientes de que para pedir habremos de comprender. Y esto es
harina de otro costal. Porque pedir sin saber qué hacemos, por qué lo
hacemos, solamente con el deseo, o la necesidad de pedir, esto no va a
resultar, esto no será efectivo.

Para pedir y para que se nos dé, y que conste que el cosmos da todo
lo que se le pide, cuando se le pide a través de los cauces y canales
adecuados, y los mismos están íntimamente ligados con la comprensión de
lo que se pide, cuando realmente somos conscientes, pues, de lo que
pedimos, es porque en realidad habremos contrastado ideas, nos habremos
reconocido, habremos sabido también de las necesidades de nuestro
compañero, de nuestro hermano, de nuestro vecino, en todo el mundo.
Y entonces seguro que fundiéndonos como una sola masa crítica,
inteligente, viva, y en vías del despertar, podremos decir realmente que
nuestro pensamiento trasciende y nuestra vida se ve colmada de esa
inquietud perenne del despertar. 

Ahora, amigos, hermanos, estamos en un proceso de cambio muy
importante. Viejos esquemas tienen que desaparecer para dar paso a nuevos
paradigmas que favorezcan la aproximación del ser humano. La
aproximación con él mismo, consigo mismo, para que se comprenda, para
que no se aísle, para que se dé cuenta que forma parte de un colectivo
humano, y que sin unidad no va a ser posible ningún adelanto, ningún
progreso hacia ese despertar de consciencia.
Ahora es tiempo de darnos cuenta y rectificar, si es preciso, nuestra
trayectoria, nuestro sistema de trabajo y de pensamiento, nuestras
relaciones. Y ver si en realidad están desenfocadas, que seguro lo estarán.
Porque si nuestras actitudes no estuviesen desenfocadas, no haría
falta que estuviésemos aquí trabajando y hablando, seríamos perfectos. Y
por lo tanto, nos correspondería otro grado o nivel de vibración.

Así que, desengañémonos, ninguno de nosotros es perfecto, somos
una suma de imperfecciones.
Y nuestro trabajo del despertar será el dirigirnos a ese fondo común
de imperfección, ir hacia ese oscuro y profundo pozo de oscurantismo y, si
es preciso, introducirnos en él, en la oscuridad de dicho pozo para, con
calma, observar nuestros sentimientos, nuestros pensamientos e ideas, por
si llega algún rayo de luz que nos dé impulso, el suficiente como para
darnos cuenta que la luz existe, que nuestro sino es la iluminación, que
nuestro ser es la luz. Y que nosotros somos la luz. Y no otra cosa, aunque
parezca lo contrario.
Os mando un fuerte abrazo energético y mi bendición. Amor, Shilcars.


jueves, 27 de octubre de 2011

EL DESCUBRIMIENTO DEL HOMBRE POR EL "HOMBRE"

Queridos amigos muy buenas noches. Soy Shilcars.
Es un placer estar con todos vosotros, mi grupo, y espero que la noche sea
provechosa y la tarde también, porque me consta que hay también amigos con
horarios diferentes y que están junto a nos otros oyéndonos y aprendiendo. También
yo aprendo de todos vos otros, porque en el universo es una reciprocidad, es
transmisión, es unidad. Y en este aspecto, todo vuestro conocimiento es, a la vez,
sabiduría para mí. Tal vez sea un poco difícil de explicar, que no de comprender,
porque afortunadamente disponéis de una mente muy brillante, aunque no lo creáis.


Indudablemente, el conocimiento intelectual está al abasto de todos nosotros.
Todos podemos aprender del conocimiento escrito o bien transmitido a través de las
generaciones, a través de los genes, de la universalidad del conocimiento humano
interestelar. Es a su vez provechoso, también, aprender de la ex periencia, del
conocimiento, de la observación; pero mucho más importante es aprender del propio
conocimiento interior y es que, a su vez, se alcanza con la auto observación.
Me diréis que la armonía está reñida actualmente en este proces o de cambio,
debido principalmente a la confusión, a la dispersión, al engaño, muchas veces, de
los sentidos. E invariablemente podría ser cierta esta aseveración, pero no obstante,
debemos convenir que el conocimiento está siempre a nuestro alcance y que no es
obstáculo el alcanzarlo. Pero vayamos a ver también que clase de conocimiento
deseamos, que clase de conocimiento necesitamos y que clase de conocimiento nos
va a servi r para remontarnos a espacios superiores de conciencia.


Es claro que el conocimiento hoy día está en todas partes. Incluso en vuestras
computadoras se archiva y almacena mucho conocimiento. Pero, en realidad,
estaréis conmigo en que el almacenaje de conocimiento, por si solo, no nos va a
llevar a ningún sitio, porque este conocimiento debe comprenderse muy
profundamente. Y ¿cómo lo vamos a comprender y a asimilar sin armonía?. Porque,
¿qué significa armonía?.
Armonía significa también flui r a través de nuestro pensamiento. Debemos
recibir información y transmitirla. Que es lo mismo que decir pedi r información para
luego trasmitirla de una forma que este conocimiento se impregne en todas las
bases, especialmente las que nos van a servir para formar conjuntamente esta masa
critica que nos va a ayudar indefectiblemente para empezar con un proceso de
regeneración y, mas tarde, la armonía que va a servir para las futuras sociedades
armónicas.
Entonces, solo pido una cosa. Y es que el conocimiento lo asimilemos a través
de la comprensión y actuemos de un modo que el mismo penetre a través de
nuestra intuición e imaginación, y a través de ella podremos recibir mucha más
información y al mismo tiempo asimilarla y llegar a sí a la comprensión. Y eso solo
bastará para elevar nuestro nivel vibracional y cruzarnos y entrecruzarnos con todas
estas vibraciones superiores en conciencia, en estos espacios en los que por el
momento parece que están cerrados a nuestro sentimiento, a nuestros sentidos, a

nuestra comprensión, pero que en absoluto están cerrados en la mente de aquel que
entiende que el conocimiento debe engrosar su comprensión y nunca la abundante
información le servirá para otra cosa que para almacenar información y nada más.


Podéis preguntar y, si puedo, contestaré a vuestras preguntas.
Pregunta del auditorio: Buenas noches. Contento de estar con hermanos que buscan la
verdad, les saludo a todos. Creo que, aunque el trabajo es individual y por los
propios medios, pero resulta problemático pensar en conseguir algo positivo si
estamos ante un poder político corrupto, ya que pienso que la nueva humanidad
debería ser llevada por políticos iluminados. ¿Tienen los HM algo específicamente
programado para este problema, sea una fecha determinada de cambios, algún
suceso que ayude, etc.?. ¿Se podría debilitar de alguna forma el poder de quienes
están todavía en la vieja energía del miedo?.


Shilcars: Por supuesto que vamos a intentar ayudar en lo posible, hasta donde
realmente nos sea posible, entrañablemente además, para que en vuestras
conciencias penetre el sentimiento de universalidad. Pero también os pedimos, más
bien rogamos o sugerimos, que seáis vosotros mismos quienes patrocinéis vuestro
propio perfeccionamiento.
Tenéis las herramientas, tenéis un proceso intelectual suficientemente amplio
como para romper barreras psicológicas y mentales que os permitan establecer
puentes de unión con este infinito que, a la vez, es universal, por ser holístico, y por
tanto a todos pertenece. Sin embargo, también, es necesario que vuestras mentes
actúen como diapasón, que vuestras mentes funcionen a un nivel unísono en una
sinfonía que permita la sincronicidad. Los pensamientos deben unificarse. La fuerza
mental de los mismos es superior a cualquier pensamiento egoico de deseo, de
manifestación tridimensional.
Tenemos que empezar a pensar que somos seres creadores y creativos y que
todo lo que nuestro pensamiento admita como posible, será posible y por tanto llegar
a realizarlo. No depende de ninguna estructura social religiosa o política el hecho de
que el hombre llegue a solucionar sus problemas. Aquí la única arma posible es el
amor. Es la creencia de que es posible que la mente humana se ilumine hacia
contextos hasta ahora inimaginables y esta creatividad se contagiará al igual que un
virus que todo lo penetra y que transforma, pero en este caso la transformación será
creativa y sin duda alguna puede llegar a contagiar a una amplia masa critica que
hará posible que el cambio se suceda más rápidamente de lo previsto.
Las fechas claro está son muy difíciles de concretar, ya que a un nivel lógico
pueden desenvolverse en unos parámetros determinados, pero la creatividad, la
imaginación, están fuera del espacio tiempo y por tanto es una energía que es
imprevisible pero que sin duda actúa y es efectiva cuando la masa critica alterando
todo un proceso intelectual se sitúa en esas bandas vibracionales en el que las
dimensiones se entrecruzan y el conocimiento se traslada y se transmite a todos los
rincones y en todas las facetas de la psicología humana.


Podéis preguntar.
Pregunta del auditorio: Existen personas que buscan e investigan, que viven en
autoobservación, que desean avanzar. Son seres que forman parte de la masa
crítica en crecimiento. Pero existen muchas dificultades y se ve amenazada por las
tentaciones y por el ego de cada uno. Es el obstáculo con que se encuentra a diario,
por lo que alcanzar la banda armónica queda como más inaccesible; el medio es
ruidoso y el despertar de la conciencia resulta difícil en un medio hostil. ¿Como se ve
el papel de la masa critica en ese despertar de la humanidad desde el punto de vista
de los HM?. ¿Crece, se transforma, obtiene mayor brillo, ve opaca, sumida en la
oscuridad?. ¿Cómo ven ellos su marcha?.


Shilcars: Sin duda tenemos una ciertas ventajas. Recordad que llevamos
miles de años de evolución, muy superior a la vuestra, y esto es lógico que así sea
porque estamos sumergidos también en un espacio tiempo tridimensional, y por lo
tanto, esta función actúa en nosotros a través de la experiencia.
Pero me gustaría también añadir que gozamos de ciertas facultades, como
son la interpenetración en estados dimensionales, y esto quiere decir que somos
capaces de adelantarnos en el tiempo y retrasarnos en el tiempo, y por tanto,
comprobar también en dimensiones inferiores lo que pudo haber sido y no es y lo
que es y no ha sido, y por tanto rectificar. Así pues, nuestra visión es un poco más
amplia y por lo tanto su conocimiento nos permite observar ciertas evoluciones con
las cuales podemos de alguna forma interceder y, si es posible, mejorar.
En el caso de vuestra civilización estamos observando ciertas dificultades que,
aunque necesarias para el desarrollo evolutivo de vuestras personas, a veces
resultan difíciles de congeniar por vuestra parte. Y en este caso intentamos
aportaros ideas y sugeriros soluciones, pero eso sí, sin interferir en vuestro
desarrollo evolutivo, hasta tal punto en el que la solución parta de vuestra parte.
En cambio sí pedimos y sugerimos también que aun desconociendo los
mecanismos que envuelven este espacio tridimensional, esa especie de ensueño de
los sentidos, seáis capaces de remontar hacia un pensamiento evolutivo de perfección. 
Y sobre todo os sugerimos también que perdáis el miedo a lo nuevo y
que os abalancéis hacia ese positivismo y esta realidad palpable que existe en otros
niveles de conciencia. Con vuestra mano alcanzaréis todo lo que seáis capaces de
alcanzar, siempre y cuando creáis en esta posibilidad.

http://tseyor.com/

sábado, 22 de octubre de 2011



UNA MENTE INDIVIDUAL RÉPLICA DEL TODO 
                       LA GLOBALIDAD.


NUESTRA MENTE ES UNA RÉPLICA EXACTA DEL TODO.
Queridos amigos, muy buenas noches. Soy Shilcars.
Estamos acostumbrados a entender la transformación de la psicología humana
como un algo etéreo, pero de componente individual, específicamente individual.
En cambio, deberíamos entender que si nuestra energía, digámoslo así, que nos ha
transformado, y nos ha vuelto visibles en este espacio tridimensional, procede de
una energía común, de un concepto creativo único y absoluto, también deberíamos
llegar a comprender o al menos intuir, que nuestra reconversión hacia un contexto
del todo espiritual, debería ser tomada en cuenta sobre la base de la globalidad.
Y nuestro trabajo interior y de introspección, debería asimismo comprender al
Todo o al Absoluto, y no únicamente como una parte de ese Absoluto, sino de
todo el concepto holográfico o cosmos holográfico cuántico.
Deberíamos entender, que nuestra mente no es únicamente una mente individual
en un espacio tridimensional, sino que es una réplica exacta de todo el componente
holográfico y, por lo tanto, esa intencionalidad espiritual de cara a la regeneración
de nuestro espíritu, debe comprender a la globalidad entera. Entera por cuanto
cualquier partícula de nuestro organismo es fiel réplica de ese componente 
holográfico o Todo.


EL HERMANAMIENTO FORMA PARTE DE NUESTRO PENSAMIENTO.
Así, nuestro pensamiento de introspección deberá ir dirigido siempre a la
globalidad, al componente Unitotal, y esto, ¿qué va a significar en nosotros?
Sencillamente va a representar que nuestros pensamientos, nuestras acciones,
nuestro comportamiento, incluso aquí en este espacio tridimensional, será global,
será con un pensamiento de unificación, y llegaremos como consecuencia de ello
al hermanamiento.
Al llegar a este punto en el cual el hermanamiento forma parte de nuestro
pensamiento, es cuando realmente entendemos el porqué la unión significa
hermanamiento, el porqué desde la más pequeña partícula atómica de nuestro
organismo, y del Todo, es, a su vez, correspondida y retroalimentada por el Todo.
Y entenderemos también, que únicamente con la humildad suficiente podremos
llegar a transportarnos hacia un componente común adimensional, en el que es
posible trasladarnos a cualquier punto del espacio, y establecer correspondencia
directa con cualquier inteligencia, por muy remota que en su situación pueda estar,
porque en el fondo forma parte de nosotros mismos, porque en el fondo todo es
Todo.


SÓLO PODEMOS COMPRENDER LA REALIDAD EN UN CONCEPTO
                                                   ABSOLUTO.
Comprenderla, claro está, al margen del concepto dual. Y en este contexto debemos 
comprender que no siempre es posible hallar el camino hacia la comprensión, aunque 
en ello invirtamos todo nuestro esfuerzo intelectual.
Porque el quehacer de la vida espiritual, que es lo mismo que decir el compendio
unitotal en el que sobrevivimos a pesar del mundo dual, es un concepto erróneo y,
por lo tanto falso. Y si es falso, no puede por tanto proporcionarnos ninguna
objetividad.


EL PLANTEAMIENTO TRIDIMENSIONAL ES PUNTO DE PARTIDA PARA
                                                  EL CÓSMICO.
El personal interesado en recibir información de Tseyor, pondrá todo su empeño
en saber apreciar la relación conductual que nos une hacia un componente común,
cuál es, la correcta sincronización entre la vida física, y el reconocimiento absoluto
de una existencia extraterrestre. Que puede que llegue a conducir a los
interesados, hacia el conocimiento profundo de su propia psicología, con el simple
planteamiento de que verdaderamente puedan existir inteligencias superiores a él,
en otro plano dimensional, en otro espacio tiempo.
Si tan sólo llegamos a comunicar y a transmitir esa idea del renacimiento de ambas
culturas, de la comprensión diáfana sobre la existencia de posibles seres en el
espacio, que además aman al ser humano como corresponde a un hermanamiento
cósmico, partiendo de la premisa común de que todo es Todo......si llegamos a
convencer a la propia razón de que el planteamiento tridimensional es un punto de
partida desde dónde poder avanzar hacia un planteamiento u ordenamiento
cósmico, habremos consolidado unos efectos beneficiosos para el despertar de la
psicología humana de vuestro nivel.


NO OS VAMOS A FIJAR NINGÚN PROGRAMA DE ACTUACIÓN.
Así pues, ya sabéis que nuestra tónica general no es deciros lo que debéis hacer,
porque eso es una pura interferencia en vuestro libre albedrío. Nosotros, a lo sumo,
os daremos referencias, incluso enseñaremos algunas técnicas, y os diversificaremos 
en una relación conceptual para que tengáis a mano diferentes opiniones con las que 
debatir entre vosotros, y sacar conclusiones.
Entonces adivinaréis, como es lógico, que no os vamos a fijar ningún programa de
actuación. Sencillamente vais a actuar en función de vuestro propio conocimiento,
disponibilidad, acción, y reflexión y, como es natural, actuaréis también bajo los
efectos de la bondad de vuestros actos. Y esto, ni yo ni nadie os puede aconsejar
mejor que vosotros mismos en vuestro propio interior mental.
No obstante, sí que agradeceré que podáis seguir al pie de la letra todas aquellas
cuestiones que pueden ayudar a mejorar la transmisión. Estudiar a fondo los
enunciados, agradecer a todo el mundo su participación, e insistir en que la
participación es de todos.
Con Amor. Shilcars


http://tseyor.com/

miércoles, 19 de octubre de 2011



TENEMOS LA OPORTUNIDAD 
DE PARTICIPAR 
"EN  UN MUNDO NUEVO"

Como contertulios y participantes en estas Conversaciones
Interdimensionales con representantes de otras civilizaciones del
cosmos más avanzadas que la nuestra, tenemos la oportunidad y la
responsabilidad de llegar a una mejor comprensión de cuál es el
papel del ser humano en el universo, en consonancia con el mensaje
de amplitud y de amor que recibimos.
La principal aportación que nos están dando consiste en una
serie de orientaciones para alcanzar el conocimiento de nuestra
verdadera realidad, como seres espirituales que estamos viviendo en
este limitado plano tridimensional, con la finalidad de que estas
limitaciones nos empujen hacia el descubrimiento de nuestra
auténtica naturaleza.

Nuestro mundo está en proceso de cambio, de mejora, y esta
necesaria transformación la advertimos en los desequilibrios y
problemas que presenciamos cada día y que nos están diciendo,
calladamente, que esto no puede continuar así, que  tenemos que
tomar las riendas de nuestras vidas y del planeta en que vivimos, para
alcanzar el objetivo de convertirnos en una sociedad en la que
predomine el equilibrio, la armonía, la hermandad y la paz, en la que
todos tengamos cabida, sin limitaciones, pero con una
responsabilidad común.

Tenemos que superar las barreras, los privilegios y apegos, y
encontrarnos todos en la unidad de lo que somos, seres muy
especiales que estamos descubriendo nuestro fondo común, la
realidad cósmica que nos constituye.
Ellos nos están ayudando por su sentido del amor y  de la
hermandad, y nos están dando referencias para mejorar nuestro nivel
de conciencia. Colaboran con nosotros en un diálogo continuado
desde hace milenios, pero su actuación se reviste del máximo respeto
hacia nuestra libertad ya que su prioridad principal es la de no
interferir en nuestros procesos. Precisamente esta característica es lo
que les hace acreedores de nuestro mayor aprecio.

Así pues, ante las solicitudes de ayuda al universo por parte del
ser humano, ellos hicieron acto de presencia, como  tantas otras
entidades que nos han estado ayudando a lo largo de los siglos.
“Pedid y se os dará” y esto es lo que está sucediendo.


EL MUNDO ACTUAL Y SU VISIÓN
El mundo moderno, según nos dice Shilcars, nos empuja a
“establecer una dinámica demasiado rápida de ideas,  conceptos,
acciones y reacciones, y no fluimos debidamente a través de nuestro
interior mental. Nuestro pensamiento se esconde tras una sutil
cortina de deseos, manifestaciones, incluso de miedos a lo
desconocido y a nosotros mismos cuando intentamos conocer y
comprender la realidad de nuestro mundo”.
“Y en esa especie de esclavitud de los sentidos, de la sumisión de
los mismos, y de esa escapada hacia adelante de nosotros mismos
buscando únicamente un desarrollo material, dejamos escapar
desgraciadamente todo el precioso tesoro cual es la dedicación en
cuerpo y espíritu a un trabajo espiritual de confrontación, de
reflexión y de experimentación”.

Debemos preguntarnos si realmente nuestra vida vale la pena
vivirla de la forma en que la vivimos. Si estamos conformes con ello,
poca cosa habrá que añadir, pero si creemos que no, debemos
aplicarnos. Nunca es tarde, pero la pregunta es ¿en qué dirección
hacerlo?
“Entiendo que existen ciertas dificultades
para llevar a cabo un trabajo diario de introspección, de
observación para comprender mucho más a fondo el resultado de
nuestra actitud, de nuestras acciones, de nuestra existencia”.
Pero “la vida podremos vivirla más intensamente si nos religamos en
nuestro interior a través de nuestro conocimiento interior,
observando paulatina y progresivamente como vamos reaccionando
ante la ingente entrada de pensamientos que inundan nuestra mente
y que veces no nos dejan ver el bosque de nuestro pensamiento
interior. Y es porque los momentos de cambio están llegando, han
llegado ya. Y habrán ultimado un último requisito cuál es la
contemplación”. Contemplando nuestra existencia como si de un
espejo se tratara, llegaremos a la comprensión.
Amor Shilcars.



sábado, 15 de octubre de 2011


ABRIR Y EXPANDIR 
NUESTRA CONSCIENCIA

Hola colegas, buenas tardes noches, soy Melcor. 
360º. Sí, habéis oído bien, 360º son los que se precisan para considerar que la expansión
de la consciencia, nuestra consciencia, se manifiesta verdaderamente a nuestro nivel. 
Al nivel de cada uno en función de su vibración. 
Tenemos materia suficiente como para deshacer esta especie de nudo gordiano y 
empezar a comprender que la expansión de nuestra consciencia será inversamente proporcional 
a lo que la misma palabra “expansión” significa. Es decir, la expansión de nuestra consciencia 
siempre se producirá al contrario de lo que entendemos por expansión en este mundo físico 
tridimensional. 
Y en la medida en que vamos expansionando esa consciencia, vamos sumando grados 
de perfección, de intuición, de inspiración, vamos bebiendo cada vez más en profundidad 
del líquido regenerador, de la Fuente que de alguna forma nos ha creado en este mundo 
de manifestación. 

Al igual que cuando estamos despojando capas de una cebolla, así habremos de actuar 
en la expansión de nuestra consciencia. Iremos separando capas que de alguna forma ahogan 
la fuerte expresión que nuestra réplica auténtica interfiere en nuestro deambular. 
Efectivamente, interfiere en nuestro deambular porque ella, de alguna manera, se 
expresa a través de las diferentes capas conque la hemos adornado, y en algunos casos, 
y son la mayoría, protegido. Es decir, nuestro pensamiento, nuestra mente, 
ha protegido de alguna manera a nuestra consciencia, o al menos eso ha creído, 
creando cada vez más capas y capas para ahogar su grito de libertad. 

En geometría, toda circunferencia se divide en 360º sexagesimales.  
360º son los que precisamos para considerar en nosotros la visión estereoscópica completa.
Tal vez ahí todos nosotros podremos ir comprendiendo y entendiendo, y adivinando
también, lo mucho o poco que nos puede faltar para la autorrealización. 
La expansión de la consciencia se entiende, pues, que se obtiene a través de la
profundización de nuestros pensamientos, de la interiorización de los mismos, de nuestra
paz, equilibrio y armonía. Ahí nos expandimos profundamente en el interior mismo de
nuestro universo. 
360º cuando uno puede experimentarlo, o cuando uno pueda llegar a experimentarlo
totalmente, podrá darse cuenta que nada le limita, que todo el radio de acción que puede
ocupar esos 360º es comprensible, es captable. Cuando uno está en esta posición
psicológica, puede adivinar perfectamente todo en un instante. Porque su visión
estereoscópica precisamente está en los 360º. 

Pero hay más, en esta posición psicológica es cuando el individuo puede, en cualquier
momento e instante, y a voluntad, situarse en cualquier plano de consciencia, y en cualquier
lugar del cosmos y, como digo, al instante. 
Por eso, cuando hemos practicado la autoobservación debidamente, la hemos aplicado
verdaderamente con bondad, nos va surgiendo de nuestro interior esa capacidad, a modo 
de vibración. 
Así, para evaluar nuestra posición en este cosmos holográfico cuántico, en este mundo
tridimensional tan limitado por las referidas capas de las que he hablado, podemos llegar a
evaluar nuestra posición verdadera cuando percibimos, intuimos y, entre comillas, “vemos”
más allá. 
El proceso es lento, calmado, prudente, nuestra mente sabe que no puede soltarse, que debe
atraparnos en esta limitación. Y lo hace precisamente para protegernos. Si ella se
desvaneciese, su control, a su control me refiero, la cantidad de efectos y visiones que
deberíamos procesar en instantes sería de tal magnitud que tal vez nuestro cuerpo físico no
podría resistirlo, y abandonaría. 

No obstante, aquí en Tseyor se dan claves, las estamos dando, para que todos poco a poco
participemos en ese abrir y expandir nuestra consciencia, pero poco a poco. 
Por eso, poco a poco también vosotros vais experimentando distintos estados vibracionales
de pensamiento. Poco a poco os vais introduciendo en ese mundo fantástico de la
transmutación, casi sin daros cuenta. 
Es así como debemos avanzar, es así como hemos de hacerlo, si queremos un avance
seguro, progresivo y efectivo. 
Así, a partir de ahora, cuando trabajando en la autoobservación y en las distintas técnicas
que aquí en Tseyor se están dando y se van a dar en el futuro, podremos ir percibiendo
cómo nuestra glándula pineal en principio se proyecta, y nos ofrece el maravilloso regalo
de la iluminación, del éxtasis. Empezaremos percibiendo pequeños destellos, 
en un principio, más adelante visiones, tal vez borrosas, que muchas veces pueden dar la 
sensación de incomprensibles, pero en definitiva son reacciones de tanteo, de preparación.   

Poco a poco, también, nuestra visión se ira clarificando y nuestros grados de percepción
serán cada vez más amplios, y llegará un momento en que cubrirán todo nuestro espacio. Y
entonces sí, entonces podremos decir que hemos acabado un proceso de iniciación, para
continuar con otro de más grados de iniciación, y así hasta el infinito. 
Cuando observemos a nuestro alrededor, pensemos siempre que hay más e intentemos
percibirlo. Esforcémonos, de alguna manera, con paciencia, con buena voluntad.
Digámonos a nosotros mismos que sí, que está muy bien lo que vemos, pero hay más y
anhelamos tener la plena consciencia para ir incrementando ese más, ir sumando grados
hasta llegar a nuestra primera meta, que es la de los 360º. 
Amigos, hermanos, os mando un fuerte abrazo. Amor, Melcor.  


lunes, 10 de octubre de 2011


LA TRAYECTORIA VITAL

“Nos parece que utilizando el intelecto,
mucho más que la intuición,
logramos avances que pueden medirse
en un valor material, y de hecho así es.”
Shilcars

Queridos amigos, hermanos, atlantes todos, buenas noches, soy Shilcars del planeta Agguniom.
Todos en la vida esperamos algo. Constantemente esperando a que llegue ese momento de la verdad, de la realidad. Mientras tanto, buscamos afanosamente la forma de acelerar un proceso, que es el del descubrimiento.
Eso sí, de forma inconsciente, porque conscientemente, digamos a este nivel de pensamiento 3D, nos preocupamos mas de la vida que nos envuelve, de mantener nuestro cuerpo en debidas condiciones… Y si acaso hemos llegado a formar una familia, procuramos que esta pueda vivir y experimentar debidamente.
Es entonces cuando, inesperadamente, aparecen las pruebas, las pruebas de nuestra real situación. Y aparecen ante cada uno de nosotros en función de nuestras capacidades y de la forma conque habremos sabido maniobrar nuestra nave particular, nuestra propia nave mental.
Unas veces, movidos por la inquietud de mantener un estatus social, otras porque nuestros hijos precisan alimento, cobijo, educación…, otras porque nuestro compañero o compañera nos exige, de alguna forma, una determinada actuación y con ello actividad. Y sería muy largo, casi infinito, explicar aquí y ahora los diferentes motivos por los que nos movemos en este mundo tridimensional.

Todo es un proceso. Cuando jóvenes, tenemos unas inquietudes digamos de cierto tipo espiritual, aunque realmente no nos demos cuenta de ello. Creemos en la magia, en la ilusión, en que estamos viviendo en un mundo acogedor, realmente bello, y así es. Y así lo vemos en nuestra primera edad, en este caso vosotros, en este planeta Tierra.
En la medida en que la edad avanza, una serie de circunstancias y condicionamientos, sobre todo sociales, hacen que modifiquemos nuestro pensamiento y también nuestra actitud y trayectoria. Dejamos atrás esos pensamientos de ilusión, de magia, y nos abocamos en un mundo más denso.
Y nos damos cuenta que todo puede salirnos “bien”, entre comillas, si además de esa magia que forma parte de nuestra personalidad más intrínseca, le añadimos el intelecto, el pensamiento. Y nos damos cuenta, también, que con el estudio podemos ir avanzando en grados de conocimiento. Lo que de hecho nos procura un desarrollo mucho más evolucionado, intelectualmente, claro está, en relación a los demás.
Nos parece que utilizando el intelecto, mucho más que la intuición, logramos avances que pueden medirse en un valor material, y de hecho así es.
        
En este mundo, en algunos aspectos el individuo avanza cuando se procura una debida preparación, sobre todo cuando el perfil de la sociedad así lo exige. Y poco a poco, vamos cayendo en ese oscuro pozo del deseo, buscando, infatigablemente, pero a veces con cierta desdicha y desesperación, que nuestro intelecto nos procure todo aquello que ilusoriamente habremos creído que es lo que más nos interesa.
Pero llega un momento en que hay una lucha interna, fratricida, entre el pensamiento externo y el interno. Claro que goza de mucha más fuerza e intensidad el pensamiento interno. Y lo es de más intensidad precisamente porque es el que, de alguna forma, ha procurado nuestra estancia aquí, el desarrollo de nuestra existencia y el perfeccionamiento de nuestro pensamiento.
Ese tiene, indudablemente, mucha más fuerza e intensidad, ese pensamiento interno, más que el pensamiento externo, el pensamiento intelectual, determinista.

Por eso, a una determinada edad, después de haber procesado y experimentado una serie de facetas en nuestra vida normal, social, familiar, de amistad…, el pensamiento interno, esa réplica idéntica a la de la divinidad que todos llevamos dentro y que es, en definitiva, el motor de nuestro accionar aquí en esta 3D, nos pide imperiosamente, “pide”, entre comillas, porque no lo hace a gritos, sino a veces con el mensaje que leemos a través de los espejos humanos de nuestros hermanos, de cada uno de nosotros, nos hace ver, que aquí habrá de haber un cambio.
Más nosotros nos obcecamos en que el cambio lo procuremos a través de nuestra mente, del proceso mental, psicológico, no damos cabida a que existen unos parámetros de creatividad, unos accesos a la adimensionalidad, al mundo de la creatividad, al mundo de las ideas, al mundo perfecto.
Nos olvidamos ya definitivamente, a una cierta edad, que existe conexión con el mundo imaginativo, creativo, que es desde donde hasta ahora hemos ido atrayendo esas ideas de perfeccionamiento y aplicado, por lógica y determinismo, en el desarrollo de nuestra vida 3D.

Así, mientras hemos actuado con intuición, con imaginación, hemos obtenido de este mundo de creatividad, más allá de nuestra mente 3D, sus frutos y los hemos aplicado aquí. Y muchas veces, de forma espontánea hemos dado todo lo posible para el bien y el mejoramiento de todos los que nos rodean. Y siempre nos ha ido bien, o más o menos bien en función de un programa establecido en su momento.
Luego, cuando nos acostumbramos a la rutina en esa obtención de información, de ideas, y las aplicamos aquí en beneficio propio, solamente para nosotros, pensando que ahora ya es el momento de obtener nuestros frutos, que ya está bien de vivir de cara a los demás, con el pensamiento puesto en los demás, en el beneficio de la comunidad, entonces se cierran esos canales, se cierra la inspiración, la intuición. Y el hombre y la mujer dejan de ser creativos.

Claro que disponemos de un gran bagaje intelectual, de conocimientos adquiridos durante todo este tiempo de simultanear el mundo de la imaginación creativa. Pero no vemos más allá. Y creemos que siguiendo la misma tónica, vamos a obtener los mismos frutos, mas no es cierto: empezamos a crear lo que ya se ha creado en nuestra mente, empezamos a diseñar aquello que ya en su momento se diseñó, por lo tanto no estamos creando, estamos reproduciendo.
Estamos reproduciendo en definitiva algo que ya está hecho, por lo que de nuestras vidas, de nuestra mente más profunda, desaparece el hecho creativo y empieza el sistema rutinario.
Cuando esto último, a una determinada edad del individuo se lleva a cabo, el mismo empieza a perder capacidades. Ya no es tan brillante, ya las cosas no le funcionan tan bien, ya hay otros que en su lugar le superan, parece que en el horizonte mental se divisa el ocaso. Claro, cierto, el ocaso del ego, porque el ego no es creativo.
El ego es muy mañoso, muy productivo, muy trabajador, muy fiel, muy cumplidor, muy estricto, muy rígido, intachable en su conducta, pero no es nada creativo.
Así, el individuo ha pasado de la juventud a la edad adulta, y no ha sabido maniobrar correctamente su nave, su pensamiento. Ya no se produce en su cerebro esa función creativa, porque ha abandonado precisamente la clave para penetrar en el mundo imaginativo, creativo. Y se empeña en conseguir los mismos objetivos y se extralimita, y se cansa, se agota, enferma… Y, en el mejor de los casos, muere...
Shilcars.

martes, 4 de octubre de 2011

      CREYENTES PERO SIN DOGMAS
“El nivel consciente cada vez se va ampliando
para dar cabida a ese otro nivel inconsciente.
Precisamente porque vuestra capacidad cada día es mayor.
Aunque no olvidéis un pequeño detalle,
se irá ampliando siempre y cuando no racionalicéis demasiado.
Seáis críticos pero constructivos.
Seáis creyentes no ante un dogma,
sino ante una verdad incuestionable
como pueda ser la propia experimentación.
Y, no os creáis nada de lo que os digan.
Creed solamente aquello que podáis comprobar.
Pero al mismo tiempo no seáis desconfiados. Abriros.”
Shilcars.


Efectivamente, este mundo tridimensional, este mundo vuestro, de
vibración a la que estáis de alguna forma sujetos, no permite demasiado
campo de acción, más bien es limitativo. Aunque nos dé la impresión de
que el universo es infinito, y que no hay barreras para el mismo, y para
nosotros mismos, efectivamente sí las hay.
No por una cuestión expresa que hayamos forzado nosotros
mismos, y hayamos querido estar sujetos a este mundo tridimensional
porque “bastante trabajo hay ya en establecer las debidas coordenadas
para el buen funcionamiento de nuestras sociedades, familia, negocios,
actividades diversas”, sino porque ha sido objeto de una limitación
expresa por cuanto nuestro nivel vibratorio no está aún a la par como
para conjugar elementos superiores de conciencia, de vibración, de
pensamiento en definitiva.

Estáis, todos los que estáis aquí en estas coordenadas
tridimensionales, en este planeta vuestro tan lindo y precioso, ese
planeta azul que brilla cual perla en el espacio, estáis todos, digo, en el
mismo nivel vibratorio. No hay más ni hay menos, no hay superhombres
ni superhéroes, ni hay desgraciados, ni inferiores, ni superiores.
Esto quiere decir que a un nivel consciente unos conocerán
sobradamente y detalladamente cualquier materia, tendrán cualquier
conocimiento, y a nivel inconsciente tendrán otro.
Y otro tendrá un determinado conocimiento, y tal vez a los ojos
físicos tridimensionales parecerá un ignorante. Pero nos equivocamos
de todas todas si hacemos esa extrapolación. Por cuanto el individuo
que puede parecernos un ignorante, en el fondo, en su complemento
invisible, en su complemento adimensional, será un verdadero maestro
en las artes del amor. El amor bien entendido como esa partícula que
existe y no existe, pero que es el hacedor de todo lo visible e invisible,
por lo tanto lo comprende todo. En este aspecto circunscribo la palabra
amor.

Así que si existe en todos vosotros el mismo conocimiento, que
para unos será visible, consciente, o palpable o comprobable
físicamente, y para otros existirá ese mismo conocimiento invisible y por
lo tanto inconsciente para el propio individuo y también para los demás,
esto quiere decir, que la vara para medir el conocimiento, en el fondo
una vara imaginaria, en la que se comprenden los dos aspectos en esa
misma vara, en sus dos extremos.
Y en sus dos extremos está todo el conocimiento incluido: en una
parte el visible, en otra el invisible. O lo que es lo mismo, el consciente y
el inconsciente.
Por eso, amigos, hermanos, no se trata de que tengáis que
trabajar necesaria y forzosamente en adquirir un conocimiento
intelectual y racional, porque por esa misma regla de tres, y por lo que
he indicado, tenéis todos el Conocimiento. Y todos estáis exactamente
igual, porque el nivel vibracional de este planeta es el mismo para
todos.
Y si tenemos en cuenta dichos pormenores, y le añadimos además
la necesidad de apresurar el paso, porque ahora el ser humano de esta
generación “no tiene todo el tiempo del mundo”, entre comillas, sino que
unos acontecimientos cósmicos, preestablecidos por seres muy
superiores a nosotros, están conformando una nueva vialidad en esa
autopista cósmica.

Y los aspectos exteriores, ese mundo exterior, lo están
manifestando cada día, y a cada momento, y vuestras vidas pueden
comprobarlo. En vuestras propias carnes, familia, sociedad, medio en
general. Os están indicando, u os está indicando, que realmente se está
produciendo un cambio muy importante de estructuras.
La verdad es que en ese aspecto no tenemos demasiado tiempo.
Todo y siendo un tiempo y espacio relativo, realmente, amigos,
hermanos, no tenemos ya mucho tiempo.
Esto significa que se están poniendo ya los primeros avisos en esa
autopista cósmica. Los indicadores que nos van informando acerca del
proceso y la ruta a seguir, e indicando ya la capital del cosmos, próxima.
Por eso ahora vuestras mentes tienen un conocimiento superior a
antaño, por eso el cosmos, precisamente por eso, os está indicando ya
con carteles anunciadores muy importantes, que el objetivo final del
camino está ya próximo.
Si os mantenéis despiertos, sobre todo equilibrados, y dejáis fluir
vuestro pensamiento, os daréis cuenta incluso de los “kilómetros” entre
comillas, que faltan para llegar al objetivo. Como un plano diseñado
perfectamente, concisamente, para que no os perdáis.

En definitiva, que si ya tenéis todo el conocimiento no perdáis el
tiempo en adquirir más conocimiento, sino en reencontraros a vosotros
mismos. A través del propio conocimiento y de la capacidad intrínseca,
muy poderosa, que ya tenéis a vuestra disposición,
Y que creáis ya, definitivamente, que la realidad está próxima. Que
abandonéis temores, miedos, dudas y escepticismo. Que penséis que
está en juego vuestra liberación definitiva. Que penséis también que

vais a remontar el vuelo hacia las estrellas con una nueva composición
ergonómica, a nivel adeneístico y cromosómico.
Que creáis también positivamente en ese rayo sincronizador que
va a sincronizar todos vuestros mundos, en este caso el visible y el
invisible, y os daréis perfectamente cuenta de cómo en vuestro estado
vibracional, sois todos iguales en un mismo pensamiento de unidad.
Y, si realmente creéis en lo que se está diciendo, si realmente
centráis vuestro pensamiento dejándolo fluir, y si creéis firmemente en
vosotros mismos, seguro, seguro que vosotros mismos podréis
experienciar, comprobar y definitivamente alejaros, abandonando, esas
pesadas cadenas de oscurantismo que os atan a un medio muy hostil,
pero que gracias a dicha hostilidad os permite rebelaros a vosotros
mismos, religándoos en un concepto común de hermandad.

Y finalmente, con ese procedimiento vais a alcanzar la libertad
auténtica en vuestro nivel. Luego, a partir de ese momento estaréis
disponibles, vuestro cuerpo estará disponible, vuestra mente estará
preparada para recibir, en suma, ese movimiento crístico simbolizado en
el exponente del rayo sincronizador.
Justamente en ese momento ya próximo a recibirse, en ese
momento, cumpliréis la función que os ha traído aquí y por la que estáis
aquí todos vosotros, que es esperar la venida de ese Cristo cósmico
para liberaros definitivamente de la pesada carga de oscurantismo. 
Shilcars.