domingo, 15 de julio de 2012


QUE ES LA MENTE Y EL PENSAMIENTO?
UNA COSA ES EL PENSAMIENTO TRASCENDENTE 
Y OTRA COSA ES EL PENSAMIENTO INTRASCENDENTE
  
La ley del Mentalismo dice que todo es pensamiento. Y si necesitamos hallar la 
verdadera identidad de lo que somos y, si somos porque pensamos, nuestra felicidad 
incluso, está en saber comprender que la auténtica  realidad se halla en el 
pensamiento, ese sutil sentimiento de Amor, que nos hace felices cuando lo 
experimentamos con toda plenitud.  

Pero es muy difícil conocer el verdadero significado de un pensamiento porque hay 
algo que va más allá de él. Para llegar a comprender un sentimiento, únicamente es 
posible a través del lenguaje simbólico. La irrealidad de la realidad. 
Aunque tan solo con la intención de la comprensión ya basta para que la mente 
ordene o mejor dicho reordene sus esquemas. Ella está diseñada para llegar a 
comprender la realidad absoluta. El Absoluto, abandona toda su sabiduría para 
manifestarse en la tridimensionalidad y la mente es el recurso, imperfecto recurso, 
que tiene para poder recuperar dicha sabiduría.  

Así, el pensamiento es la energía en el mundo tridimensional que hace posible la 
evolución hacia esferas trascendentales. Y aunque no es posible llegar a comprender 
aquello que se desconoce, sí es posible llegar a dilucidar con precisión aquello que 
nos hace vibrar en una emoción determinada.  
Aunque siempre habrá una pequeña área de incertidumbre. Por lo que deberemos 
proseguir en nuestras investigaciones a pesar de todo.   
Pero una cosa es el pensamiento trascendente, y otra el pensamiento 
intrascendente. El primero nos permite alcanzar la  comprensión, porque el 
pensamiento es el fiel reflejo de la adimensionalidad, del Absoluto, del Todo. Porque 
quien piensa no es el cerebro, sino el propio Ser.  El pensamiento intrascendente 
aparece cuando abandonamos la adimensionalidad, penetramos en el mundo de la 
manifestación. Entonces aparece la dualidad.